Ya! FM Escucha en vivo

En direct Ya! FM écouter, Alternativas de transmisión en vivo Corriente 1 y Corriente 2 prueba nuestras opciones ..
Ya! FM
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...
Radios populares

Ya! FM escuchar

Escuchá Ya! FM Radio Online, Emisoras De Radios Peru, La calidad y la emisión continua.

Sus comentarios son aceptados.

No pueden esperar a crucificarme. Y como samurai, necesita tener el conocimiento de quién o de qué será responsable. Yo también. Quieren mi cabeza. No es por presumir, pero cometí todos y cada uno de los crímenes posibles. Así que decide que será él, su propio sentido de la justicia. ¿Así que no te importaría si te mato? ¿Qué? Mátanos si puedes Podría dolerte. Los yakuza no le temen a las espadas No hay cura para los idiotas. “Yojimbo” es Mifune en su mejor momento. Mentalmente y físicamente, como actor, lo reunía todo. ¡Toma a tu esposo y lárgate! Mifune era muy considerado. Mientras estábamos por ahí, esperando en el set nos traía sillas y nos decía: “Ey, siéntense”. con esos gestos bruscos. Cuando estábamos en exteriores, y la comida era Este. No era muy buena, ponía ajo en una sartén, agregaba un poco de carne y unas verduras lo sacudía mientras lo freía. “Tomen, coman esto”, nos decía. Mifune era como el océano. El océano es ilimitado, pero a veces, es muy turbulento. Él era bastante gentil, vibrante y revitalizador. Nunca lo vi en persona pero sospecho que guardaba mucho en su interior, y eso debía salir de alguna manera. En los filmes de Kurosawa, siempre interpreté personajes impasibles, expeditivos, para nada sexys. Mifune ere fuerte, muy estricto y auto disciplinado. Pero si te guardas todo, con el tiempo se amontona. Así que cuando llegaba la noche y el sake empezaba a correr. Tuvo que soltarse Muchas veces tuve que salvarlo. Sí, Mifune era un bebedor empedernido. Íbamos a Shibuya y se peleaba con los gangsters No era algo de todos los días pero cuando bebía, solía ser sake o whisky y la cena no terminaba hasta que vaciara la botella. Cuando se emborrachaba, sacaba su espada y la movía salvajemente. Cuando pasaba eso, me asustaba mucho. Se emborrachaba y manejaba hasta la casa de Kurosawa en su convertible Le gritaba: “¡Maldito seas!” y decíamos: “¡Oh, no!” La cosa importante era el viento. Había unas grandes hélices de avión. Además de eso, en la gran escena les dijo a los actores: “¡Mantengan los ojos abiertos!” No puedes dejar los ojos abiertos en una tormenta de viento Los filmes de
Teléfono: (01 993) 3136103 / 01800 0450790  
Email: ventasvillahermosa@ya.fm  

Radio en vivo Peru
Bienvenido a nuestro sitio web.